La Junta quiere mejorar la gestión de este tipo de residuos y ha presentado un informe per ayudar a los municipios.

La Junta de Castilla y León quiere ayudar a las administraciones municipales a mejorar la gestión de los residuos textiles. En las últimas décadas ha habido un gran crecimiento de este tipo de residuos debido al actual modelo de consumo que fomenta la compra de productos textiles de baja calidad. De hecho, se calcula que representan un 10 % de los residuos generados en los hogares.

Por este motivo, la Junta ha presentado recientemente el informe “Los residuos textiles en Castilla y León. Modelos de gestión y herramientas para su aplicación”. Este informe analiza la situación actual del sector en la comunidad autónoma y facilita modelos de pliegos en la contratación para que sirvan de referencia y apoyo para la inclusión de aspectos relacionados con la sostenibilidad medioambiental y social.

El informe ha ido acompañado de un díptico y un documento informativo con los resultados más destacados.

Anthesis Lavola ha sido la encargada de redactar el informe debido a su amplia experiencia en el ámbito de la gestión de Residuos. El documento se ha complementado con un díptico divulgativo con los resultados más destacados preparado por el equipo de Diseño y Comunicación.

El documento redactado incluye un análisis del marco normativo vinculante, con un diagnóstico sobre el estado actual de la recogida y posterior gestión de los residuos textiles; una recopilación de buenas prácticas y de los principales modelos de recogida existentes; y varios modelos de cláusulas y pautas para la redacción de los diferentes pliegos para futuras licitaciones.