Coppel es la mayor cadena comercial de grandes almacenes de México, siendo hoy en día una de las 100 empresas más grandes del país. Movida por una fuerte concienciación con el medio ambiente y la emergencia climática, Coppel quiere definir una estrategia de sostenibilidad y buenas prácticas para conseguir una reducción de sus emisiones de gases con efecto invernadero (GEI). Desde 2017, la compañía ya calculaba la huella de carbono de sus emisiones directas y las indirectas derivadas de su consumo energético (alcances 1 y 2) con la ayuda de una calculadora de inventario de GEI propia.

En este contexto, y con la voluntad de avanzar hacia la acción en la reducción de sus emisiones de carbono, Coppel cuenta con el apoyo de Anthesis Lavola para la revisión de los cálculos de la huella de carbono con alcance 1 y 2 de la organización, así como la ampliación de dicho cálculo para el resto de sus emisiones indirectas (alcance 3), el establecimiento de objetivos de reducción de emisiones de GEI basados en la ciencia y la evaluación de medidas efectivas para la reducción de sus emisiones de GEI.

Con esto, Coppel se alinea con las empresas líderes en la acción climática a nivel global, aproximándose a iniciativas como la Science Based Targets (SBTi), mediante la cual las organizaciones establecen objetivos de reducción de emisiones coherentes con los acuerdos de París y basados en metodologías científicas.

Hasta el momento, ya se ha realizado la revisión del cálculo de las emisiones de GEI del alcance 1 y 2 derivadas de la actividad de Coppel, y se ha entregado un informe para dar soporte a la credibilidad, la coherencia y la transparencia de la cuantificación de la huella de carbono de la organización. Una vez finalizada esta fase inicial, se realizaron distintas sesiones de trabajo con un gran número de departamentos de la organización, liderados en todo momento por el área de Sustentabilidad, y se determinaron las categorías de emisiones indirectas que aplicaban a la actividad de Coppel. Finalmente, después de un exhausto proceso de recopilación de información, se han calculado las emisiones de las 11 categorías de emisiones de alcance 3 que tienen efecto sobre la huella de carbono completa de la organización para el año 2019.

Una vez presentados los resultados a toda la compañía, se trabajará nuevamente con los departamentos responsables para la identificación de medidas y acciones específicas de mitigación de emisiones de GEI para las principales categorías de emisiones de GEI de la compañía.

Una vez definidas estas medidas, se analizará su ejecución al detalle y se calcularán los ahorros de emisiones asociados para poder, finalmente, establecer unos objetivos de reducción de emisiones de GEI basados en la ciencia y demostrar el compromiso de Coppel para mantener el incremento de la temperatura global por debajo de 2°C en comparación con las temperaturas preindustriales.