2019 fue el primer año en el que más de 2.000 empresas afectadas por la Ley 11/2008 en materia de información no financiera y diversidad elaboraron y publicaron su Estado de Información No Financiera (EINF). En estos días, la mayoría de las empresas están finalizando los segundos EINF, si no lo han hecho ya.

Recientemente, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha publicado el Informe sobre la supervisión por la CNMV de los informes financieros anuales y principal área de revisión de las cuentas del ejercicio siguiente (ejercicio 2018). Este informe analiza los aspectos más relevantes de las actividades de supervisión realizadas por la CFNMV sobre las cuentas anuales auditadas y los estados de información no financiera correspondientes al ejercicio de 2018 de las entidades cotizadas.

Así mismo, destaca algunos aspectos susceptibles de mejora que han sido identificados en el proceso de revisión y que las empresas deben tener en cuenta para mejorar la calidad de la información financiera. A continuación se recogen los aspectos más relevantes a considerar en la elaboración de los estados de información no financiera:

Las omisiones y excepciones (salvedades):

  • Se remarca la necesidad de explicar los motivos por los cuales no se aporta cierta información y de presentar qué acciones tienen previsto implantar las empresas para superar la situación que habían generado las excepciones.
  • Cualquier omisión de la información requerida por la Ley se tendría que justificar adecuadamente en el EINF. La “confidencialidad” no es motivo de omisión. Solo en casos excepcionales, si la información fuera seriamente perjudicial, se tendría que aportar la documentación que fuera necesaria.

La materialidad:

  • Es importante explicar cómo se determina qué información es material. El proceso de análisis de materialidad debe ser robusto y coherente.
  • No se tendría que omitir la información prevista en la Ley 11/2018, a no ser que las empresas puedan justificar que no es necesaria.

Las características y la presentación de la información:

  • Procurar la neutralidad en la información porque no solo se tienen que destacar los aspectos positivos del cumplimiento de la empresa.
  • Se considera útil aportar información comparativa para ver la tendencia y evolución de los aspectos recogidos en el informe.
  • Se recomienda incluir una tabla de equivalencias entre los diferentes requisitos normativos y el marco de referencia utilizado.

Marco de referencia:

  • Especificar el marco o marcos de referencia utilizados en el informe, siendo el GRI Estándar el más común.

El perímetro:

  • Se tendría que incluir la información no financiera que alcance y comprenda todas las actividades desarrolladas por el 100 % de las filiales de las empresas que haya estado incluidas en el perímetro de consolidación.
  • En casos excepcionales en los que haya exclusiones en el perímetro utilizado, se tendría que proporcionar información que permita valorar el impacto de la información excluida y explicar los motivos de esta exclusión.

Indicadores clave de rendimiento (KPIs):

  • Los indicadores tendrían que ser consistentes con los que se han utilizado internamente en el control de gestión y se tendrían que utilizar sistemáticamente de un período a otro.
  • Se pide mostrar el progreso realizado en las políticas no financieras haciendo referencia a las cifras de los KPIs, acompañando la información cuantitativa con explicaciones cualitativas.
  • Se considera de utilidad explicar el perímetro de las actividades cubiertas por cada KPI, su definición y el método de cálculo, debido a la manca de homogeneidad en el cálculo de los KPIs.

Cuestiones medioambientales:

  • Se tendría que indicar el impacto de la empresa en el medio ambiente y el cambio climático y el impacto del medio ambiente i el cambio climático a la empresa.

Cuestiones sociales y relativas al personal:

  • Es importante desglosar los criterios utilizados para el cálculo de datos como la brecha salarial, detallando qué conceptos se incluyen y justificando los que se han excluido.
  • Las clasificaciones profesionales de los/las empleados/as deben ser consistentes con las utilizadas a efectos de gestión interna.
  • Se tendrían que conciliar los datos del número de empleados/as con las facilitadas en las cuentas anuales o explicar los motivos por los que no coinciden.

Cuestiones sobre el respecto de los derechos humanos:

  • Se tendría que ampliar la información sobre el análisis de los riesgos en materia de derechos humanos a que están expuestas las empresas.

Cuestiones sobre la sociedad:

  • Se recomienda tener en cuenta el personal subcontratado en la determinación de los KPIs relacionados con la plantilla en sectores con un número muy significativo de este personal.

El equipo de Sostenibilidad Corporativa de Anthesis Lavola ofrece un acompañamiento integral y confiable en el desarrollo de los EINF, informes de gestión y memorias de sostenibilidad a las empresas gracias a su amplia experiencia y larga trayectoria en estos ámbitos. Una quincena de empresas de diferentes sectores de actividad ha confiado en nosotros en los dos primeros años de aplicación de la Ley 11/2018.

Para más información, podéis poneros en contacto con Margaux Costas, responsable de Sostenibilidad Corporativa en Anthesis Lavola.